Thomas Ruff

Nudes, 2011

En varias de sus series, el fotógrafo Thomas Ruff también ha trabajado con la apropiación de imágenes tomadas por otros, desde fotogramas ampliados de películas pornográficas a fotografías de baja calidad bajadas de internet. Ruff suavizaba las líneas, ajustaba los colores y diluía detalles para conseguir un efecto de mayor artificialidad y mostrar aquello que había permanecido oculto en el desnudo y el sexo, con la intención de otorgar belleza a aquello que, en principio, no la tiene. Dos ejemplos que ilustran esta faceta de Ruff los encontramos en la serie de Desnudos (1999) y posteriormente en la serie Jpeg.

Frank Schallmaier (Holanda, 1977)

Frank Schallmaier (Holanda, 1977) es un foto-editor en De Volkskrant, un periódico holandés. Coleccionista en el sentido clásico del término, en su pieza Compare (2011) se interesa básicamente por un tema, el pene. Poniéndonos ante cientos de vergas, nos enfrenta a nuestros deseos y ansiedades personales relacionadas con el órgano genital masculino. La superabundancia de imágenes amateur de hombres fotografiándose sus genitales nos invita a reflexionar sobre el carácter público de estas fotos y hasta qué punto sabe el nuevo fotógrafo 2.0 que esas imágenes permanecerán en internet para siempre. Schallmaier empezó a coleccionar y categorizar imágenes desde varios perfiles sociales gais a principios de los 2000, centrándose en esa comunicación directa de los fotógrafos amateur que no parecen preocuparse acerca de la técnica o la composición. La tecnología y sus plataformas online están enriqueciendo el acto comunicativo con imágenes: caras de los perfiles que son borradas por el destello del flash o que se ocultan detrás del creciente aluvión de dispositivos digitales con los que las personas interactúan, principalmente con imágenes a menudo desfiguradas por la tecnología.

Frank Schallmaier, Compare, 2011

Frank Schallmaier, “Deels”, 2012